Molino de Viento

energia_eolicaComo bien sabemos las energías renovables tienen numerosas ventajas frente a los combustibles fósiles. Por otro lado también escuchamos de forma recurrente el argumento de que “no son rentables”. ¿Es esto del todo cierto?

En cuanto al coste, hay un dossier muy interesante elaborado por la Asociación de Productores de Energías Renovables. En él aparecen muchas cifras que nos hacen pensar que no son tan caras las energías limpias. En el periodo 2005-2011, las energías renovables le costaron al sistema 20.875 millones de euros en primas, pero le ahorraron 28.482 millones: “si a esta cifra [a la del ahorro] se le añade el importe de las emisiones evitadas de CO2, de 2.825 M€, y las importaciones energéticas evitadas en ese mismo periodo, de 12.938 M€, se llega a la conclusión de que el ahorro total de las renovables a la economía nacional ha sido de 44.245 M€, más del doble que la retribución que han recibido en primas”. En el informe también se destaca que el aumento de la factura de la luz podría disminuir, ya que dependeríamos menos de las energías fósiles, inexistentes en nuestro país. “A la vista de que el ahorro en el mercado eléctrico producido por las energías renovables ha sido 7.606 millones de euros mayor que las primas recibidas, las energías renovables no han sido causantes del déficit tarifario del sistema eléctrico.”

En este mismo informe se habla de los puestos de trabajos creados por este sector. “En 2011, el sector de las energías renovables ha empleado a 118.657 trabajadores, 54.193 empleos generados directamente en el sector y 64.464 empleos inducidos en otros sectores de la economía española.”

A pesar de estos datos los políticos hacen caso omiso y continúan recortando de donde no deben. En la página del Ministerio de Industria, Energía y Turismo lo dicen bien claro.  “Dada la crisis económica y la situación del sistema eléctrico, que arrastra un elevado y creciente déficit de tarifa que amenaza su sostenibilidad, el Consejo de Ministros aprobó el pasado día 27 de enero (2012) un  Real Decreto Ley  para suspender temporalmente los procedimientos de preasignación de retribución renovable y suprimir, también con carácter temporal, los incentivos económicos para nuevas instalaciones de producción de energía eléctrica a partir de fuentes de energía renovable, residuos y cogeneración.”

Y es una pena que sea así. Hablando de inversión en energías en general hay un estudio muy interesante realizado por Economics for Energy y financiado por, entre otras, la Fundación Ramón Areces, Iberdrola, el banco Santander y Gas Natural Fenosa. En él aseguran (con datos y cifras) que no podemos dejar de invertir en energías. Un argumento aplastante es el siguiente, “En el caso español, […], los ahorros obtenidos para el sistema energético español pueden llegar a ser más de cincuenta veces superiores a la inversión en I+D para algunas tecnologías, aunque con un alto nivel de incertidumbre”.

El informe es muy largo, pero si el tema os interesa recomiendo encarecidamente que echéis un ojo a las conclusiones (páginas 81 y 88). Ahí explican las razones de la problemática con las energías en España, y las posibles soluciones. Como resumen puedo decir que se invierte poco y que no hay mucha tradición emprendedora en España. Como soluciones propone que se eduque mejor a nivel de energías y que se fomente la inversión de empresas privadas. Ah, y también hay muchas gráficas. De un vistazo podéis ver cómo va el asunto.

¿Qué energías renovables son las más utilizadas en España?

Hay dos formar de aprovechar la energía que obtenemos de forma limpia. La primera es utilizando directamente la energía como viene, en forma cinética o en forma de calor, por ejemplo. Podemos aprovechar el calor del interior de la Tierra (energía geotérmica) para calentar agua y utilizarla de calefacción. Esto se denomina energía primaria. La segunda y más conocida es transformar esta energía primaria en electricidad.

Aunque el consumo de energía de origen renovable en España ascendió en el 2011 hasta el 11,6%, no ha alcanzado el objetivo establecido por la Ley 54/1997, del Sector Eléctrico, que pedía un 12% para el 2010.

Por otro lado la producción de electricidad a partir de fuentes renovables representa un 29,7% de toda la demanda de electricidad en el 2011. De ese total, la más importante es la eólica, que supone un 16%, seguida por las de tecnologías solares (fotovoltaica y termoeléctrica) con un 4%. Después la más utilizada es la biomasa, con un 1,4%.

Aquí dejo una gráfica del Dossier publicado por la Asociación de Productores de Energías Renovables. En él muestra el porcentaje de importancia económica de cada energía renovables en España. Es diferente a las cifras que he aportado en el anterior párrafo. Ahí explico la cantidad eléctrica y en la gráfica la importancia económica.

porcentaje de aportaciones al PIB

(Haced click para ver más grande)

La pregunta que nos hacemos todos después de leer este artículo es… ¿Por qué? ¿Por qué no se sigue invirtiendo en energías renovables? ¿A quién le interesa que la situación no cambie? Dejo la incógnita para otra semana de Indiscretos. ¡No os lo perdáis!

Advertisements

One response to “Molino de Viento

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s