¿Por qué lanzan mierda al PP de Boadilla?

Alejandro Panés  Seguir a @AlexPGZ

Los hechos ocurrieron presuntamente el sábado 6 de abril. Imagino que algún ciudadano cabreado recolectó los excrementos de su perro, o los suyos propios, y  los lanzó contra la sede del PP en Boadilla. El domingo, varios afiliados se percataron de la faena y tras hacerle la pertinente foto, el Ayuntamiento publicó un comunicado denunciando lo sucedido.

 La portavoz del Grupo popular, Sara de la Varga, denunció que este tipo de actuaciones buscan “doblegar el sentido del voto de los ciudadanos en las urnas”.  La portavoz además exigió que se “corten de raíz estas actitudes” ya que “no son tolerables en democracia”.

 caca

En respuesta a la primera afirmación, es bastante improbable que el propietario de la cagada buscase minar el sentido del ejercicio electoral. Probablemente hace mucho tiempo que perdió la fe en él y que este acto sea una expresión de su frustración; una válvula de escape intestinal.

 En respuesta a la exigencia, coincido con la portavoz pero matizo: lanzar mierda no debe ser tolerable dentro de una democracia pero desgraciadamente lo que vivimos más que una democracia es un esperpento, sobre todo en Boadilla.

 De 2009 hasta ahora, Boadilla ha tenido cuatro alcaldes, todos del PP y dos de ellos −Juan Siguero y Arturo González Panero ‘El Albondiguilla’− imputados en el caso ‘Gürtel’ por supuesto tráfico de influencias, prevaricación, blanqueo de capitales, fraude fiscal y falsedad documental.

 La trayectoria de ‘El Albondiguilla’ hacia el descalabro fue meteórica. En febrero de 2009 dimitió como alcalde de Boadilla. Ya imputado, en octubre fue expulsado del Grupo popular pero se negó a renunciar a su cargo como concejal. ‘El Albondiguilla’ siguió cobrando como edil y pese a que la oposición denunció que no acudía a los plenos, el gobierno municipal de Siguero rechazó sancionarle. En febrero de 2010 Panero fue absuelto en otro caso por un supuesto delito de prevaricación mientras que un mes después fue condenado en otro proceso más por otorgar sobresueldos a distintos cargos públicos.

 ALCALDE BOADILLA

En febrero de 2011 el alcalde Juan Siguero, que le expulsó de la formación popular en 2009 y que se negó a sancionarle en 2010 por no acudir a los plenos, fue imputado en la trama Gürtel y tuvo que dimitir. Esto no bastó para tumbar al PP de Boadilla que en mayo de 2011 se presentó a las nuevas elecciones con una plantilla renovada y con la promesa de acabar con la corrupción. El actual alcalde ‘popular’, Antonio González Terol, obtuvo el 52 por ciento de los votos.

 Curiosas coincidencias

El domingo 7 de abril, el mismo día que encontraron la mierda en la sede popular de Boadilla, el juez del caso Gürtel en la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, decretó el embargo de los bienes de Arturo González Panero para asegurar la fianza civil de 1,8 millones de euros que le fue impuesta en 2009 y que en ese momento fue la más alta de entre todos los imputados de la trama.

 Ruz le embarga ahora sus cuentas bancarias en el Santander, un BMW modelo X5, sus acciones en Bolsa, su participación en tres fondos de inversión y el uso preferente de las instalaciones del club “Campo de Layos” (Toledo).

 La respuesta a la pregunta de por qué lanzan mierda al PP de Boadilla suscita otra mucho más relevante: por qué los boadillenses votan a un partido lleno de mierda.

Fotos: Ayuntamiento de Boadilla

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s